martes, 28 de diciembre de 2010

Tiempo de cambios para el blog

Se avecinan tiempos de renovación en el blog. Me apetece darle un cambio estético, de concepto y de contenidos. No es que vaya a dejar de lado las aves -faltaría más- pero cada día que pasa me apetece más añadir cosas más conceptuales, fotografías de otras temáticas no vinculadas a la naturaleza e incluso creaciones digitales que mezclen pintura digital, tradicional y fotografía. Alguna cosita ya he dejado caer por aquí.

Bueno, eso será en el año que entra pero, de momento hoy voy a subir algo de mi última escapada al campo. Un día glorioso en lo que a luz y aves se refiere, agotador pero muy divertido en compañía de mi buen amigo Juanma Delgado.
Volvimos a casa con una enorme cantidad de imágenes de aves, muy satisfactorias desde un punto de vista ornitológico y fotográfico. También hubo posibilidad de hacer cosas creativas jugando con la luz, la acción y la composición. Las fotos de esta entrada se aproximan más a mi lado pictórico que al fotográfico y, aunque no lo parezca, tienen un procesado realmente simple que se reduce a ajuste de niveles, reducción de ruido, corrección de temperatura de color (añadí calidez porque el sol ya casi se había ocultado y las sombras producen unos azules tremendos) y saturación (una buena cantidad, que se aleja bastante de lo que se aprecia en el RAW pero que se asemeja a la fantástica luz que recuerdo que había). Aprovecho para apuntar que mis RAW son totalmente planos, carentes de saturación, contraste y definición ya que prefiero aplicar esos parámetros personalmente, durante el revelado y el procesado.
Ambas fotos están hechas a una ISO indecente (1000 o 1600 si mal no recuerdo) que, dada la falta de luz, se traduce en una importante pérdida de definición en los patos, un detalle que no me importa mucho ya que la “salsa” de estas imágenes se saborea desde un punto de vista global, no mirándolas con una lupa. Los dos fotogramas están separadas por tan sólo un par de minutos y por tan solo unos grados en la dirección de disparo.
Ambas están realizadas con el 500mm (y creo que con el 1,4X-TC también), a pulso.

La primera de las fotos es una montaña de sal que hay junto a la laguna donde medran los cucharas y el color rosa intenso es producto del sol que estaba a punto de ocultarse. En esta foto hay una ramita desenfocada en la esquina inferior derecha que me fastidia bastante. No la vi en el momento de hacerla y, aunque ahora pueda clonarla en photoshop, hubiera sido tan fácil evitarla... aaaarrrgggg!!!

En la imagen de los patos cuchara, hay uno que se queda demasiado cerca del borde izquierdo lo que no me acaba de gustar. Como se trata de una foto recortada voy a ver si con otro recorte o en otro fotograma no aparece tan pegado a la izquierda. En esta imagen se aprecia bastante ruido digital cuando se observa al 100% debido al uso de una ISO muy alta, a la falta de luz y al procesado.
Una ISO muy alta con buena luz tiene mucho menos impacto que en una foto con poca luz, especialmente en las zonas oscuras. El sol estaba tan bajo que la luz no alcanzaba la lámina de agua, bloqueada por los tarajes de la orilla. Esto supuso que tuve que subexponer bastante para contar con una velocidad de exposición lo suficientemente alta. Es decir, en photoshop he tenido que recuperar bastante exposición y eso genera más ruido aun, y pérdida de detalle pero el resultado me gusta y mucho. ;-)
Como siempre, vuestros comentarios y críticas son bienvenidas.

3 comentarios:

Rubén Rodríguez Olivares dijo...

Hay Juan, siempre buscando la perfección absoluta, las fotos están de vicio, eres un artista de la fotografía, para mi un maestro del que aprender y del que seguir sus pasos. Ahora no veas la que me habéis montado en el foro, para cuatro días que me voy.......
La foto de la montaña de sal me gusta mucho, mira que he pasado por allí millones de veces pues nunca le he hecho una foto, lo que son las cosas.
Que tengas una feliz entrada de año.
Un abrazo.

SKIZO dijo...

Beautiful

Jose A. Sencianes dijo...

Mira que le tengo dicho al Rubencito que hay que hacer fotos de todoooooooo!! Y no se entera killo!!!
Me gusta este cambio conceptual que le vas a dar al blog Juan... no todo son los bichos, y muchas veces otras fotos son igual de gratificantes. La foto de la sal así lo demuestra..., y que luz!! UN abrazo